Ir a contenido

Gasta $70 para calificar para envío GRATIS .

Idioma

País

Reasons to use Easy Digestion from Yes You Can!

Razones para usar Easy Digestion de Yes You Can! 

Prestar atención a nuestra salud digestiva es vital para mejorar nuestra calidad de vida e impulsar nuestro desempeño deportivo. Con Easy Digestion de Yes You Can! puedes lograrlo. 

Cada parte de nuestro cuerpo, cada sistema, tiene una finalidad y, por ello, una importancia vital en el funcionamiento general de nuestro organismo y en el bienestar que experimentamos a través de él. Uno de los sistemas que solemos tener más presente - por las consecuencias visibles que su descuido ocasiona - es el sistema digestivo. Sin embargo, a pesar de ello, no siempre cuidamos de él como deberíamos y damos por hecho que algunos malestares son normales, ¡pero no lo son! En este artículo te hablamos de la importancia de la salud digestiva y como Easy Digestion de Yes You Can! puede contribuir a mejorarla.

¿Qué hace el sistema digestivo?

El sistema digestivo es un complejo conjunto de órganos que trabajan juntos para absorber los nutrientes provenientes de la comida. Los órganos que lo conforman son: la boca, el esófago, el estómago, el páncreas, el intestino delgado, el hígado y el intestino grueso. Cada uno de ellos cumple una función particular en un proceso de digestión saludable que no debe ser minimizado. Conoce más sobre el trabajo de cada uno para entender mejor por qué y cómo cuidar de tu salud digestiva.

  • La boca: es el órgano a través del cual consumimos los nutrientes que requerimos. Nuestra lengua cuenta con papilas gustativas que nos permiten distinguir los sabores y disfrutar de los alimentos, además de prevenir el consumo de cosas dañinas. También la saliva participa del proceso de digestión al empezar a descomponer los alimentos a través de una enzima, lo que sumado a la masticación hace más sencillo el trabajo para los otros órganos.

  • El esófago: el esófago es el órgano que permite el paso de los alimentos de la boca al estómago. Su cuerpo anillado se contrae y se relaja para que estos sean transportados. Algunas afecciones en apariencia inofensivas, como el reflujo, pueden llegar a dañar severamente este órgano, afectando nuestra forma de alimentarnos.

  • El estómago: el trabajo del estómago consiste en descomponer los alimentos que llegan a él a través del esófago mediante los jugos digestivos que produce. Esos mismos jugos pueden llegar a dañarnos cuando se producen en exceso. Comer de forma saludable es vital para mantener los jugos gástricos en niveles correctos.

  • El páncreas: esta es una glándula encargada de la producción de enzimas que contribuyen a la digestión fluida de los alimentos. Además, también es la encargada de la producción de insulina que ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre.

  • El intestino delgado: el intestino delgado se encarga de una función fundamental de la digestión, que es la absorción de nutrientes. Durante su trayecto por este órgano, los alimentos continúan el proceso de ser digeridos.

  • El hígado: el hígado se encarga de la producción de bilis, cuya función es digerir las grasas y algunas vitaminas. Este compuesto puede ser utilizado con esa finalidad por el intestino delgado o ser almacenado en la vesícula biliar.

  • El intestino grueso: finalmente, el intestino grueso es el órgano encargado de preparar los alimentos para su eliminación como deshechos. Esto lo hace mediante la absorción de agua que convierte los desechos líquidos en sólidos.

Importancia del sistema digestivo

La alimentación es la forma en que nuestro cuerpo recibe combustible para realizar todas sus actividades. Con la comida que consumimos podemos recibir nutrientes como carbohidratos, grasas y proteínas que el cuerpo utiliza como energía, así como para promover el crecimiento y la reparación de tejidos. Es por ello que cuidar nuestro sistema digestivo es tan importante, pues las alteraciones que sufra afectarán directamente en el proceso de generar energía para cualquier función.

Además, como has visto en la sección anterior, los órganos que conforman el sistema digestivo también cumplen otras funciones que pueden derivar en enfermedades que involucren otros órganos y sistemas.

¿Cómo cuidar mi sistema digestivo?

Llevar una alimentación balanceada es el primer paso para conseguir un sistema digestivo funcional, por ello te recomendamos preparar un plan de dieta efectivo y completo. Las guías de nutrición de Alejandro Chabán - nutricionista certificado - pueden ayudarte a crear almuerzos ricos, balanceados y saludables. Además, de acuerdo con estudios de la Escuela de Medicina de Johns Hopkins, otras acciones que puedes implementar para mejorar tu salud digestiva se encuentran:

  • Dormir las horas suficientes y procurar un descanso de calidad

  • Hacer actividad física constante

  • Aprender a manejar el estrés (puedes probar con terapias de relajación, pasatiempos y otras técnicas de distracción)

  • Buscar ayuda si sufres problemas de ansiedad o depresión

  • Mantener una buena higiene de manos, sobre todo al preparar o consumir alimentos

Además de estas medidas, también puedes ayudar a tu sistema digestivo consumiendo suplementos que optimicen su funcionamiento. ¡Descubre cómo a continuación!

Cómo ayudan los productos de Yes You Can! a tu salud

El programa integral de Yes You Can! - diseñado por el nutricionista certificado, Alejandro Chabán - cuenta con una amplia variedad de productos diseñados para ayudarte a cumplir tus objetivos. Algunos de ellos tienen como finalidad potenciar los efectos de tu dieta saludable, apoyarte en tu proceso de pérdida de peso o contribuir a la definición de tus músculos, no obstante, también contamos con una gama de productos que tienen como meta contribuir a que te sientas mejor y con mayor energía. Entre estos se encuentra nuestra fórmula Easy Digestion. ¡Conócela!

Easy Digestion de Yes You Can!

Easy Digestion es un producto diseñado con una fórmula de silica, vitamina C, maltodextrina y vitamina D3 presentado en polvo para preparar un té desinflamante con un rico sabor cítrico. Este compuesto tiene propiedades digestivas que ayudan a mejorar el proceso de digestión y aumentar la absorción de nutrientes, incidiendo en tus niveles de energía y concentración.

Puedes prepararlo como té caliente o té helado y aprovechar sus beneficios al tomarlo después de comer. Lo destacado es que este producto carece de azúcares añadidos que podrían afectar tu dieta, siendo apto para cualquier persona que experimente hinchazón estomacal. Con Easy Digestion, ya no tendrás que lidiar con la molesta sensación de inflamación después de cada comida. 

Beneficios de Easy Digestion de Yes You Can!

Gracias a sus ingredientes naturales (el extracto de lima y los derivados del aliso de Minnesota), Easy Digestion de Yes You Can! contribuye al fortalecimiento y al equilibrio saludable del sistema digestivo. Al promover la descomposición de los alimentos y estimular la producción de enzimas digestivas, este producto es ideal para evitar malestares después de la comida. Entre los beneficios que Easy Digestion te proporciona se encuentran:

  • Alivio de la hinchazón después de las comidas, en especial cuando se han consumido platillos pesados o abundantes.

  • Disminución de malestares digestivos como gases, estreñimiento y acidez.

  • Además de promover el bienestar digestivo general, Easy Digestion genera una mejor absorción de los nutrientes que consumimos a través de la comida.

  • Fortalece el sistema digestivo, lo que a largo plazo mejora el rendimiento general del mismo.

  • Su cuidadosa planeación y preparación lo convierte en un producto seguro con óptimos resultados.

Ahora ya sabes por qué debes cuidar tu sistema digestivo. No esperes más y comienza a sentirte mejor y a disfrutar más de tus comidas con Easy Digest de Yes You Can! Recuerda que cambiar nuestro estilo de vida debe ser un proceso satisfactorio y que nos haga sentir mejor con nosotros mismos. Claro que sí, tú puedes.

Artículo anterior <tc>Consejos para elegir el mejor batido de proteína para bajar de peso de Yes You Can! </tc>